(16/07/2014) 

Este acuerdo entre Alcon, la filial de Novartis, y la empresa estadounidense, podría revolucionar los cuidados oculares, indicó el grupo suizo en un comunicado.

La novedad permitirá combinar los avances tecnológicos de Google de miniaturización de aparatos electrónicos con la experiencia de Novartis en el ámbito farmacéutico y en los aparatos médicos.

El interés del grupo farmacéutico en esta tecnología se centra por el momento en dos segmentos. Primero, podría ayudar a los pacientes diabéticos a controlar su enfermedad, permitiéndoles medir continuamente sus niveles de glucosa a través de un lente de contacto inteligente, creado exclusivamente para medir el nivel de fluido lagrimal en el ojo y conectarlo a un aparato médico con una conexión inalámbrica.

El segundo uso sería para las personas con presbicia que no pueden leer sin anteojos.

“Estamos deseosos de trabajar con Google para combinar su tecnología avanzada y nuestros extensos conocimientos en biología para responder a necesidades médicas no satisfechas”, declaró Joseph Jiménez, director general de Novartis, en un comunicado.

Jiménez subrayó que este acuerdo es un paso importante para comprender las enfermedades más allá de los límites de la medicina tradicional.

“Nuestro sueño es utilizar la última tecnología de miniaturización de la electrónica para ayudar a mejorar las vidas de millones de personas”, dijo por su parte Sergey Brin, uno de los cofundadores de Google.

La transacción entre Alcon y Google – de la que no se informó ningún detalle financiero– debe aún ser aprobada por las autoridades de competencia.

FUENTE: Clarín

Silvina Iturralde

Licenciada en comunicación social, especialista en asuntos corporativos y periodista con amplia trayectoria en medios nacionales.