La presentación, que se realizó ayer durante una jornada de trabajo en la sede del Hospital “El Dique” de Ensenada, contó con la presencia del jefe de Gabinete, Pablo Garrido; el subsecretario de Planificación de la Salud, Alejandro Costa; el director del Instituto Nacional de Alimentos –INAL-, Matías De Incola, y el director provincial de Medicina preventiva, Luis Crovetto.

La Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica -ANMAT- es un organismo descentralizado del ministerio de Salud de Nación que verifica el cumplimiento de la normativa vigente respecto a la habilitación de establecimientos, registro de productos, fiscalización, control, y vigilancia, tanto alimentaria como de los medicamentos y de los dispositivos y equipos médicos.

El Plan Federal fue diseñado por ANMAT con el objetivo estratégico de fortalecer todas estas acciones a nivel nacional y provincial y evitar situaciones irregulares e ilegales en los productos comercializados en nuestro país, lo que constituye un riesgo para la salud humana.

Durante la jornada, se realizaron talleres que apuntan a la capacitación y transferencia técnica de los referentes en las áreas en cuestión, “con el objetivo de articular el trabajo con los municipios para fortalecer la fiscalización y el control en los distritos que conforman la provincia”, sostuvo la subsecretaria de Control Sanitario, Silvia Caballero.

En este sentido, el Programa Federal de Control de Medicamentos realizará un esquema de trabajo que incluye acciones como el control sanitario de la cadena de comercialización y distribución de medicamentos, farmacovigilancia, formación jurídica de los inspectores y pautas a seguir ante la detección de delitos farmacéuticos, entre otros puntos.

Por su parte, el Programa Federal de Control de Alimentos apuntará a establecer la estrategia regional para el fortalecimiento del sistema de control de alimentos mediante conceptos propios de la salud pública como priorizar la prevención, reforzar las actividades de vigilancia, auditoría y las acciones regulatorias, y mejorar la repuesta ante incidentes alimentarios.

Por último, el Programa Federal de Control de Productos Médicos tendrá a su cargo articular acciones respecto a la “tecnovigilancia”, que consiste en la vigilancia del uso y la aplicación de los productos, y por otro lado las “recomendaciones para compra segura”, mediante el análisis de un instructivo dirigido a las entidades públicas y privadas de salud para minimizar los riesgos en la adquisición de productos médicos ilegítimos.

FUENTE:Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires

Silvina Iturralde

Licenciada en comunicación social, especialista en asuntos corporativos y periodista con amplia trayectoria en medios nacionales.